La biodiversidad europea gana la batalla a las políticas europeas

Entre las mejores noticias medio ambientales que nos llevamos del 2016 es que las Directivas de Hábitats y Aves de la Unión Europea no serán revisadas, tal y como pretendía la actual presidencia europea.

 A comienzos de diciembre nos alegraba recibir finalmente esta noticia después del efecto que, durante meses, ha potenciado una amplia movilización social impulsada por organizaciones no gubernamentales ligadas a la protección de la naturaleza.

La manifestación de su oposición por más de 520.000 ciudadanos europeos ha logrado que la revisión propuesta de las directivas europeas sobre hábitats y aves haya sido finalmente rechazada. Su objetivo era rebajar las medidas de protección por preservar la biodiversidad europea en beneficio de fines empresariales y con ello de menosprecio hacia uno de los patrimonios más extraordinarios de nuestro continente, su naturaleza.

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, ha abandonado su propuesta de modificar las leyes europeas por la protección de las aves y los hábitats bajo cuyo amparo se protege el  5% del territorio europeo, junto a más de 200 humedales y hábitats marinos.

Nuestros entornos naturales son los principales beneficiados de que estas leyes se mantengan tal y como fueron promulgadas por su todavía vigencia. Ya que mantienen la coherencia y eficiente adaptación a las necesidades de conservación del patrimonio natural europeo. Pero también cerca de un millar de especies de plantas y animales saldrán favorecidos por su mantenimiento. Ya que, de este modo, hallarán protección y su espacio para sobrevivir en uno de los continentes más poblados del planeta.

El refuerzo que supone el mantener estas leyes intactas para los que trabajamos por la conservación, como Fundación Naturaleza y Hombre, es realmente un triunfo para la naturaleza. Hoy mejor que nunca es tiempo de celebrar y la confirmación de esta victoria nos anima a seguir trabajando por nuestra naturaleza, uno de los mayores valores de la sociedad con visión europeista en la que creemos.

Las fronteras se deshicieron con la creación de la Unión Europea y eso para la supervivencia de la naturaleza, basada en estrategias de cooperación transnacionales, ha demostrado ser una de las medidas más exitosas para la preservación de la vida salvaje, los entornos donde habita  y por los que se desplaza la vida silvestre ajena a las fronteras políticas, tal como les ocurre a las aves migratorias.

Porque la cooperación que establecen las citadas directivas europeas es esencial para todas las especies, pero sobre todo para la conservación de las aves, puesto que se hallan entre las especies más amenazadas de nuestro continente. Nada menos que el 32% de las especies de aves europeas no se encuentran en buen estado de conservación.

La reducción y degradación de su hábitat, principalmente por entornos urbanos, los aprovechamientos agrícolas y forestales, así como el uso masivo de pesticidas son las principales amenazas a las que se enfrentan.

La regulación en el mantenimiento de sus hábitats, sobre todo aquellos empleados por las aves en sus largas rutas migratorias, las medidas para que las actividades cinegéticas se lleven a cabo de una manera sostenible en todos los países europeos y el impulso al fortalecimiento y mejora en las acciones y esfuerzos de gestión por mantener la dinámica de conservación a través de la red Natura 2000, como representación de los mejores territorios naturales europeos y la mayor red mundial de áreas protegidas del mundo, es la mejor manera de preservar los hábitats más valiosos y las especies más amenazadas de nuestro continente.

No obstante, las medidas presentadas en la presente legislatura por el actual gobierno español para frenar las amenazas que afectan a la biodiversidad española no parecen reflejar los retos ambientales a los que se enfrenta la naturaleza europea.

Espacios de la Red Natura 2000 en España

Espacios de la Red Natura 2000 en España

Resultan débiles en un país como España, que, paradójicamente con su naturaleza aporta una notable proporción de la biodiversidad europea. Las medidas anunciadas el pasado 21 de diciembre ante la Comisión de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente del Congreso de los Diputados no reflejan realidades tan graves a las que nos enfrentamos en la conservación ambiental como es el cambio climático.

Desde Fundación Naturaleza y Hombre seguiremos trabajando por fortalecer las medidas y compromisos por la protección de la naturaleza, y apoyaremos algunas de las medidas propuestas. Como el compromiso del gobierno español por la declaración de 53 reservas naturales fluviales y el desarrollo de una Estrategia de Protección y Gestión del conjunto de estos nuevos espacios naturales.

Anuncios

Encuentros intensos en Campanarios de Azaba

En la frontera entre Salamanca y Portugal, en una Reserva conocida como Campanarios de Azaba, algunas de las especies más emblemáticas de la fauna mediterránea, como la cigüeña negra o el buitre negro, pasan el día sin ver a ningún ser humano.

Pero estos días, la Reserva gestionada por FNYH ha sido punto de encuentro y celebraciones. El viernes, los socios del proyecto LIFE Club de Fincas tuvieron su encuentro anual, un día especial que puso de manifiesto el creciente éxito de este Club que ya agrupa 18 Fincas de Salamanca, Cáceres y Portugal. Todo ello suma 9700 hectáreas gestionadas mediante la custodia del territorio, una fórmula en la que propietarios con ánimo de mejorar su entorno y FNYH colaboran para conservar los valores naturales de este hotspot (punto caliente) de biodiversidad que es el Oeste Ibérico.

Lorena, nuestra Educadora Ambiental, desveló el sábado por la mañana los encantos de la Reserva con una visita guiada para un grupo venido desde Álava, mientras FNYH hablaba de naturaleza y turismo sostenible en la Feria Eco-Raya 2016, celebrada el 10 y 11 de noviembre en el Recinto Ferial de Salamanca.

Completando este gran fin de semana, los naturalistas de la Asociación de Amigos de Ciudad Rodrigo vinieron a pasar la tarde a Campanarios de Azaba. Resultó un encuentro muy familiar en el que dimos un paseo y quedamos fascinados con Chele Martínez y Roberto Sánchez, que nos hablaron de jaguares en Sudamérica y leones en África respectivamente. Para terminar, nada mejor que un vino español con el que brindamos por que Campanarios y todo su entorno sigan llenos de vida.

FNYH muestra sus progresos en el Oeste Ibérico a la Comisión Europea

El proyecto LIFE Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico, coordinado por Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH), recibió durante los días 27 y 28 de octubre la visita del monitor de la Comisión Europea encargado del proyecto.

Campanarios de Azaba, 31/10/2016

El proyecto LIFE Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico, coordinado por FNYH y con la Associaçao Trasumância e Natureza (ATN) y la Universidad de Salamanca como beneficiarios asociados, trabaja desde 2013 en la conservación del patrimonio natural y cultural del Oeste Ibérico. Gracias a la financiación de FNYH y a la colaboración financiera del instrumento LIFE de la Comisión Europea, el proyecto lleva a cabo acciones de conservación y difusión en Salamanca, Cáceres y Portugal.

Durante la jornada del jueves 27, el monitor encargado del proyecto visitó la Reserva Biológica Campanarios de Azaba (Espeja), propiedad de FNYH y punto de encuentro del LIFE Club de Fincas. FNYH mostró al monitor los avances del proyecto sobre el terreno, visitando la Reserva Biológica y varias de las fincas adheridas al Club, que suman un total de 10.000 hectáreas de dehesa y monte mediterráneo gestionadas mediante la custodia del territorio.

Por otro lado, técnicos y representantes de FNYH, ATN y la Universidad de Salamanca se reunieron el viernes en la Estación Biológica de Campanarios de Azaba junto al monitor de la Comisión Europea, con el fin de analizar el estado de desarrollo del proyecto, que se encuentra actualmente en el ecuador del camino y tiene previsto finalizar en 2018.

Algunas de las acciones que se están llevando a cabo en el marco del proyecto LIFE Club de Fincas incluyen plantaciones y protección del arbolado para la regeneración de la dehesa, paisaje por excelencia del Oeste Ibérico. También se trabaja para conservar bosques de ribera, la recuperación de charcas y estanques temporales, o la creación de plataformas de nidificación para la cigüeña negra o el buitre negro, especies objetivo del proyecto y representativas de la biodiversidad de la Península Ibérica.

Gran éxito de participación en los talleres del LIFE Club de Fincas en Cáceres

Más de 60 personas acudieron a los talleres de difusión para población local celebrados por el proyecto LIFE Club de Fincas en las localidades cacereñas de Higuera de Albarat y Pinofranqueado.

Cáceres, 27/10/2016

Los talleres de difusión orientados a la población local de Cáceres del proyecto LIFE Club de Fincas, coordinado por Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH), arrancaron esta semana con una gran acogida en Higuera de Albarat y Pinofranqueado.

Los vecinos de Higuera de Albarat se reunieron el pasado martes en la Nave Municipal para participar en el taller de jabones naturales, en el que aprendieron a elaborar este producto con material reciclado, ingredientes naturales y hierbas aromáticas.

Foto de grupo del taller en Higuera de Albarat.

Las participantes en el taller de Higuera de Albarat.

Por su parte, 52 vecinos de Pinofranqueado acudieron en la tarde del miércoles al taller de jabones, que se llevó a cabo con entusiasmo y mucha colaboración por parte de todos los asistentes.

Durante la elaboración de los jabones, la monitora de FNYH aprovechó para dar a conocer el proyecto LIFE Club de Fincas, destinado a preservar y recuperar las especies y hábitats del Oeste Ibérico y darlos a conocer a través de la Educación Ambiental.

El proyecto LIFE Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico tiene como zonas de actuación Cáceres, Salamanca y Portugal, y se lleva a cabo con la colaboración del instrumento financiero LIFE de la Comisión Europea. Junto a FNYH, beneficiario principal, están la Associaçao Transumância e Natureza (ATN) y la Universidad de Salamanca como beneficiarios asociados.

Repartidos en grupos y  con todos los materiales en la mesa, tanto hombres como mujeres pesaban, movían la mezcla de productos naturales y con el material reciclado preparaban los moldes donde el jabón cogería forma. En el transcurso del taller se intercambiaron las distintas recetas caseras que los participantes utilizan para elaborar el  jabón casero, y todos pasaron una tarde muy agradable.

Elaborando jabones en los talleres del LIFE Club de Fincas.

Elaborando jabones en los talleres del LIFE Club de Fincas.

Una vez que la mezcla cogió forma y esperado el tiempo oportuno, se echó en los moldes y se repartió a los asistentes las recetas para que puedan elaborar los jabones en sus casas, indicando el tiempo de reposo necesario antes de su uso.

Vecinos de Fuentes de Oñoro visitaron la Reserva biológica Campanarios de Azaba con FNYH

A pesar de las inclemencias meteorológicas, vecinos del municipio salmantino de Fuentes de Oñoro se animaron a visitar la Reserva Biológica Campanarios de Azaba (Espeja) el pasado día 21 para realizar un recorrido guiado. Los visitantes pudieron aprender con el proyecto LIFE Club de Fincas sobre la biodiversidad que se puede encontrar en el Oeste Ibérico.

A lo largo de la ruta, de aproximadamente dos horas y media, se realizaron paradas para que los monitores de Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH), coordinadora del proyecto, destacaran lo más relevante de la Reserva Biológica. Además, los carteles interpretativos que se pueden encontrar junto al sendero ayudaron a los excursionistas a conocer mejor la fauna, flora y geología de esta finca. También tuvieron la suerte de ver un gran número de buitres apoyados en los árboles próximos al muladar que hay en la  finca.

La Reserva Biológica Campanarios de Azaba, como ejemplo clásico y modelo típico de dehesa conformada principalmente con árboles del género Quercus sp., mantiene unos altos niveles de biodiversidad como se ha podido comprobar a lo largo de los últimos años de actividad de FNYH. Posee un rico abanico de especies animales y vegetales propias de los ecosistemas mediterráneos, lo que la hace muy valiosa para su conservación y estudio. Fuentes de Oñoro es uno de los municipios que entra en el área de acción del proyecto LIFE Club de Fincas.

El proyecto LIFE “Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico” está coordinado por FNYH, y cuenta con la asociación conservacionista portuguesa ATN (Associação Transumância e Natureza) y con la Universidad de Salamanca como beneficiarios asociados. El proyecto cuenta con el apoyo económico de la Comisión Europea a través del instrumento financiero LIFE.

Esta tarde, visita guiada por Campanarios de Azaba

Esta tarde, desde el municipio de Fuentes de Oñoro (Salamanca),  se organiza en la Reserva Biológica Campanarios de Azaba una visita guiada gratuita para conocer las diferentes acciones del Proyecto Life Club de Fincas. El punto de encuentro será a las 17.00h en la Estación Biológica de la Reserva.

La Reserva Biológica Campanarios de Azaba, ubicada en Espeja (Salamanca) y propiedad de Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH), está incluida en el proyecto LIFE Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico, del que FNYH es coordinadora principal. El proyecto cuenta con la Associaçao Transumância e Natureza (ATN) y la Universidad de Salamanca como beneficiarios asociados.

Para el paseo de hoy, con el que podréis conocer la biodiversidad del ecosistema mediterráneo, es fundamental traer calzado cómodo y ropa para la lluvia, además de venir con ganas de aprender y pasar un buen rato. Para más información, contactar en el 923481401 o por email a educacioncampanarios@fnyh.org.

¡Os esperamos!

Organizaciones de Holanda y Francia visitaron Campanarios de Azaba

La asociación holandesa “It Fryske Gea” realizó el martes pasado una visita guiada por la Reserva Biológica Campanarios de Azaba. El grupo francés “Conservatoire du littoral” conoció durante el fin de semana los muladares gestionados por FNYH en Cáceres y Salamanca.

Carlos Sánchez, Presidente de Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH), mostró a los miembros de It Fryske Gea durante el pasado día 11 la Reserva Biológica Campanarios de Azaba, ubicada en el término municipal de Espeja (Salamanca) y gestionada por FNYH.

A lo largo de la jornada, los visitantes holandeses pudieron comprobar de primera mano las diferentes acciones que se llevan en la Reserva, como la creación de cercones de conejo, el cerramiento de charcas para evitar la entrada de ganado o el muladar. Todas estas acciones forman parte del proyecto LIFE Club de Fincas por la Conservación del Oeste Ibérico, del que FNYH es coordinadora principal.

La asociación de Países Bajos fue creada para la conservación de la naturaleza en la región de Frisia. Su objetivo es la protección y desarrollo de la naturaleza, el paisaje y el patrimonio cultural de esa zona. La asociación gestiona en la actualidad más de cincuenta reservas naturales con una superficie total de 20.000 hectáreas.

Por su parte, la visita del “Conservatoire du littoral” tuvo como objetivo conocer la red de muladares  implantada en España, especialmente los gestionados por FNYH en Cáceres y Salamanca. Esta asociación, dedicada a la conservación del litoral francés, gestiona además zonas de montaña con alto valor ecológico en el país vecino.

El 14 de octubre los representantes franceses visitaron el centro de FNYH en Villarreal de San Carlos, ubicado en el Parque Nacional de Monfragüe (Cáceres). Allí se analizó la legislación autonómica y nacional relativa a los muladares, puntos de alimentación suplementaria para las aves necrófagas. Tras esta charla, se acudió a la finca La Parrilla para ver in situ las características constructivas y técnicas del muladar.

Posteriormente, viajaron a la Reserva Biológica Campanarios de Azaba, donde se explicaron los aspectos más técnicos, como el protocolo de gestión y normas de actuación para la alimentación de aves necrófagas en muladares.

En la jornada del sábado, los miembros del “Conservatoire du littoral” conocieron con detalle el muladar de Campanarios de Azaba, estudiando las normas de seguridad y cómo ha de repartirse el alimento sobre el terreno. La visita finalizó con un paseo por la Reserva, con el que se pudieron observar el resto de las acciones del proyecto.

La instalación de estos puntos suplementarios también forma parte de las acciones llevadas a cabo por el proyecto Life “Club de Fincas por la conservación del Oeste Ibérico”. FNYH es coordinadora principal de este proyecto, junto a la Associaçao Transhumância e Naturaleza (ATN) y la Universidad de Salamanca como beneficiarios asociados.