Nos sumamos a la campaña para reformar la Política Agraria Común (PAC)

El sistema agrícola europeo no funciona, las reformas que ha emprendido la Unión Europea en las últimas décadas están dañando irremediablemente nuestro medioambiente, destruyendo el modo de vida rural y afectando de forma directa en el clima. Necesitamos no solo proteger la naturaleza, sino mantener nuestro mundo rural vivo y por supuesto ejercer nuestro derecho a vivir en un entorno saludable. Y ha llegado el momento de que nuestra voz sea escuchada.

La Política Agraria Común (PAC), es decir, el conjunto de normas que regula el sistema de producción y consumo de alimentos en la Unión Europea, está ahora siendo reformada, y los ciudadanos y todas aquellas organizaciones que lo deseen tienen hasta el 2 de mayo de 2017 para opinar sobre cómo desean que sea el futuro de la misma, y con ello decidir el futuro de todos aquellos que creemos que el mundo rural debe seguir vivo y que la agricultura debe basarse en principios de sostenibilidad con el medioambiente y hacia nuestra salud.

Paca de hierba

Foto de Pixabay. Licencia de Creative Commons (CC0 Public Domain).

Por ello Fundación Naturaleza y Hombre se ha sumado a dar su opinión junto a muchas otras organizaciones, coordinadas por WWF y SEO/BirdLife, a través de la campaña “Living Land: por un campo más vivo”, que propugna una PAC más justa con los agricultores y ganaderos, así como respetuosa con el medioambiente.

No hay agricultura sin naturaleza y las grandes explotaciones industriales tanto agrícolas como ganaderas que propugna la Unión Europea no tienen en cuenta su sostenibilidad. Actividades que provocan una irremediable pérdida de biodiversidad, por la que nosotros trabajamos cada día, no pueden ser la forma de armonizar ganadería y agricultura con nuestro medioambiente.

Por nuestra salud, si queremos tener futuro como especie, debemos encontrar una forma de vivir en armonía con la naturaleza. Así lograremos evitar los graves cambios climáticos que se producirán si seguimos basando nuestra producción rural en explotaciones industriales intensivas.

Necesitamos acuíferos limpios, suelos saludables, dejar de ver morir a las abejas a un ritmo vertiginoso –24% están amenazadas de extinción- y desaparecer a las aves que viven próximas a explotaciones agropecuarias, aumentar las posibilidades laborales en el mundo rural. Es esencial que las normativas medioambientales europeas se lleven a la práctica no solo por el bienestar animal sino por nuestra salud como consumidores de los productos agropecuarios. Ha llegado la hora de que todos los ciudadanos europeos levantemos nuestras voces para que la Comisión Europea sea consciente del futuro agrícola deseado por sus ciudadanos.

Juntos podemos lograr un medio agrario y ganadero comprometido con el cuidado del medioambiente y que salvaguarde el clima si ahora participamos en la reforma abierta a la opinión de la ciudadanía europea. Como parte del proceso de la reforma, la Unión Europea ha puesto a disposición de los ciudadanos un cuestionario para que todas aquellas personas y organizaciones que lo deseen puedan opinar sobre el sistema que les gustaría tener en el futuro. Se rellena a través de la página web de la Comisión Europea o del enlace que se puede encontrar en la página web de la campaña Living Land.

Dentro de esta campaña, se anima a todas las personas interesadas en participar a que respondan al cuestionario, que estará abierto hasta el 2 de mayo de 2017, y para ello se ha elaborado una recomendación de respuestas, aunque por supuesto cada participante puede seleccionar las opciones que le parezcan más apropiadas.

Países como Francia, Holanda o Portugal ya han fijado cuál es su posición de cara a las negociaciones de la futura PAC, que se prolongarán durante los dos próximos años. En este contexto sostenemos que que España ha de adoptar, lo antes posible, una posición de liderazgo para asegurar que la próxima PAC sea más responsable, saludable y ambientalmente sostenible.

Formulario de respuesta rápida al cuestionario:
Si estás de acuerdo con su postura, WWF pone a tu disposición un formulario de firma rápida del cuestionario, a través de este enlace.

Web de la campaña Living Land

Guía de respuestas

Cuestionario:
El cuestionario se puede rellenar poco a poco, guardando las respuestas como borrador.

“Un viaje por el río Miera” enseña a los escolares los valores del río

Con la llegada de la primavera, el Fluviarium de Liérganes vuelve a acoger a los escolares que han participado en el programa educativo “Un viaje por el río Miera”, en el marco del proyecto LIFE Miera, que a lo largo del curso ha tratado de que alumnos de 3º y 4º de Primaria de varios colegios de la zona conozcan el río, su fauna y flora, tratando de despertar una actitud crítica y reflexiva acerca de sus valores medioambientales y de los problemas a los que se enfrenta.

Las actividades consisten en una visita guiada al Fluviarium, seguida de una gymkana junto al río con la que, a través del juego, los escolares ponen en práctica todos los conocimientos que han ido adquiriendo a lo largo del curso. Antes, en el aula, han utilizado un cuaderno didáctico mediante el cual, acompañados de la nutria “Miera”, han trabajado sobre los problemas más representativos del curso alto, medio y bajo del río, los ecosistemas del mismo y sus especies de flora y fauna más representativas.

Actividad del programa "Un viaje por el Miera"

Los escolares participan en una gymkana en el programa “Un viaje por el Miera”.

La gymkana consiste en pruebas para reconocer huellas y seguir rastros, juegos con fichas de árboles y especies invasoras para concienciar a los niños sobre este problema, o una “carrera del salmón”, para que conozcan los obstáculos a los que tiene que enfrentarse este pez para reproducirse.

El programa educativo “Un viaje por el Miera” forma parte del proyecto LIFE Miera de la Fundación Naturaleza y Hombre, que persigue una toma de conciencia a nivel local y regional sobre los elevados valores ambientales de la cuenca de este río, fomentando la autoestima territorial de los habitantes de la zona. Este proyecto cuenta con el apoyo del Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA) a través de la Fundación Biodiversidad.

Actividad para escolares del Programa "Un viaje por el Miera"

Los alumnos de Primaria aprenden sobre la cuenca del río Miera.

Casi 600 alumnos participaron en este programa el año pasado, y en este 2017 se complementará con actividades sobre la importancia de los insectos para la conservación de la biodiversidad, con la pretensión de que cada colegio cree su propio “hotel de insectos” en sus patios.

Cuaderno didáctico "Un viaje por el Miera"

Cuaderno didáctico que se utiliza en el programa “Un viaje por el Miera”.

Para saber más:

Descarga gratis todos los documentos de esta actividad (el cuadernillo, las actividades complementarias…) aquí.

Proyecto LIFE+ Miera

 

Un bosque autóctono útil para todos

Empleados y clientes de Leroy Merlin se levantaron el pasado sábado 18 de febrero con ganas de comprometerse éticamente por la recuperación de los bosques.

En una acción empresarial de reforestación basada en el voluntariado, la convocatoria de carácter nacional se extendió simultáneamente por entornos urbanos de Alicante, Badajoz, Jerez, Albacete y Santander. Desde la Fundación Naturaleza y Hombre se eligió la finca de Rubalcaba, en las inmediaciones de Liérganes, Cantabria, en la que realiza custodia del territorio en el marco del proyecto LIFE Miera, para llevar a cabo esta acción ecológica.

Un grupo de trabajadores y amigos de la madera sostenible de Leroy Merlin de 45 personas, entre adultos y niños, se preparó con sus bolsas mochila, facilitadas por FNYH junto a información desarrollada en sus proyectos, para desarrollar un ameno día repleto de acciones medioambientales.

Los participantes durante la actividad de plantación de los diferentes árboles.

Los participantes durante la actividad de plantación de los diferentes árboles.

El esfuerzo por tener un entorno natural cuidado es una herramienta esencial de la sostenibilidad empresarial. Los participantes ya la aportaban con el entusiasmo con que emprendieron la jornada y el paseo hasta la finca. El resto de herramientas para la realización de los diferentes talleres y plantación de árboles fueron llevadas previamente por los educadores a las cercanías del enclave donde se llevarían a cabo las actividades.

Antes de ponerse manos a la obra para hacer bosque, los educadores ambientales de FNYH, explicaron de forma clara y concisa y adaptada para todo el público asistente los diferentes árboles autóctonos presentes en nuestro territorio, la importancia y el papel que juegan en la conservación de nuestros ecosistemas y unas útiles claves para reconocerlos en los paseos de campo. Los niños se entusiasmaron respondiendo con ímpetu y acertadamente a las cuestiones sobre reconocimiento de un árbol por sus hojas, corteza, frutos, etc.

El esfuerzo para hacer bosque con muchas manos se hizo más intenso cuando se entregó a cada participante arbolitos producidos en nuestro vivero del Pendo. La apuesta por estos pequeños árboles requería una sencilla introducción para garantizar el éxito de su enraizamiento reforzando la plantación con protectores de los ejemplares. Todos los voluntarios sintieron realmente que cambiaban el rumbo al plantar árboles en comunidad para así crear bosque. Fue un hermoso momento el de ver como las sonrisas se sumaron a la satisfacción por dejar su propia huella verde a través de esta actividad de reforestación.

Después de la plantación de árboles, los participantes en grupitos construyendo cajas para erizos.

Después de la plantación de árboles, los participantes en grupitos construyendo cajas para erizos.

Durante las actividades nos acompañaron los vuelos cercanos de muchos buitres leonados que durante un buen rato consiguieron obtener la atención y el asombro de todos.

Antes de seguir con las actividades previstas por el día,  todos aprovechamos de una pausa para tomar café, leche y productos típicos de Cantabria. Así como de productos ibéricos obtenidos en la Reserva Natural de Campanarios de Azaba, otro de los proyectos con que cuenta FNYH en Salamanca, dentro del marco del proyecto LIFE Club de Fincas por la conservación del Oeste Ibérico. Por supuesto no faltaron los comentarios ante la excelencia de estos productos alimentarios como el embutido ibérico, demandando más información sobre nuestras diferentes actividades y la gestión de nuestros tres proyectos LIFE realizados en colaboración con la Unión Europea.

La tarde nos sorprendió en marcha de nuevo con la construcción de tres diferentes “hogares” para nuestros amigos habitantes del bosque. En grupos de tres a cinco participantes se construyeron cajas nido para el gorrión común, cajas para los erizos y un hábitat para el lucano o escarabajo denominado también ciervo volante, por sus características antenas similares a la cornamenta del citado herbívoro.

Dos niños entretenidos construyendo cajas nido

Dos niños entretenidos construyendo cajas nido.

La curiosidad infantil sobre los habitantes salvajes que iban a ocupar esos hogares de naturaleza hizo que se sucedieran las preguntas durante la mañana en la que gozamos de un tiempo benigno que, permitió incluso disfrutar de una comida al aire libre en la misma finca donde dejamos nuestra huella verde.

Despedimos al grupo que llevaban su mochila cargada de vivencias y una buena acción a su espalda como es favorecer la reforestación de nuestro entorno. Sus sonrisas nos impulsa a seguir uniendo fuerzas por concienciar y sembrar la semilla de que todos somos responsables con el cuidado de nuestro medioambiente.

Un haya y un serbal han llegado a la orilla del Miera

Sí, como lo oyes, este mes de enero hemos dado la bienvenida a unos ejemplares de haya y serbal muy singulares. No es que hayan llegado caminando sobre sus raíces a la orilla del río. Sino que se trata de dos cachorros de mastín que llegan dispuestos a trabajar por la biodiversidad.

Ya que apoyarán las tareas de pastoreo que realizamos con nuestras ovejas lachas carranzanas. Herbívoros que nos ayudan a recuperar razas ganaderas ancestrales y, además, se encargan de mantener vigorosos los nuevos árboles que estamos plantando en la cabecera del Miera. Ya que su acción rumiante elimina la vegetación alrededor de los tiernos ejemplares de árboles recién plantados.

Así se ayuda a recuperar los bosques y con ello el paisaje original de la cuenca alta del río. La presencia de arbolado autóctono realiza una función ecológica esencial para retener suelos y con ello favorecer el drenaje adecuado de los pequeños arroyos y escorrentía superficial que contribuyen al caudal del río tanto como a su regulación de una manera natural en épocas de abundante precipitación.

Por ello mantener el monte limpio alrededor de los jóvenes árboles recién plantados es la clave para garantizar que se conviertan en ejemplares robustos. Nuestro rebaño se encarga de ello. Realiza una acción muy importante para hacer crecer el bosque y lógicamente quien se encarga de cuidar y manejar el rebaño también tiene un papel protagonista en esta bonita historia silvopastoral de las fincas gestionadas por el proyecto LIFE Miera del que es beneficiario coordinador la Fundación Naturaleza y Hombre y en el que trabaja junto a sus socios beneficiarios, Consejería de Universidades e Innovación, Medio Ambiente y Política Social del Gobierno de Cantabria y MARE, para la mejora del estado de conservación y de la superficie de los hábitats naturales y del estado demográfico de las especies de interés conservacionista en la cuenca hidrográfica del río Miera.

Utiliza para ello especies arbóreas autóctonas que antaño crecieron en el lugar. Es a su alrededor donde nuestros cachorros de mastín van a dar lo mejor de sí mismos. Una raza especializada en proteger al ganado y guiar sus movimientos en busca de pasto durante cada jornada. Por eso nada más llegar a las instalaciones y ver sus rostros atentos a su nuevo hogar decidimos buscarles nombres entre aquellos de los árboles entre los que van a vivir para lo que solicitamos la opinión de nuestros amigos en redes sociales.

Entre los nombres seleccionados no podía faltar Cajiga, como se denomina al roble en Cantabria. Árbol místico que es sustento de la vida humana, gracias a su utilización como vigas y postes en nuestras casas y en la construcción de navíos. Además, los robledales albergan una gran biodiversidad y las cajigas viejas alimentan a múltiples insectos, como el ciervo volante.

haya-copia

Desde las primeras horas de votación el nombre de Haya destacó entre los más elegidos, destacándose finalmente con el 93% de los votos para la hembra. Es el árbol por excelencia de la cordillera Cantábrica. Muy longevo y de crecimiento lento pero puede alcanzar un diámetro muy grande. Sus frutos, los hayucos, alimentan a la fauna del bosque.

Para la hembra el nombre de Salguera fue de los más votados. Arbusto que coloniza las riberas de los ríos, dando sombra y alimento a la fauna fluvial. La corteza y las hojas de este sauce tienen propiedades terapéuticas para combatir la fiebre o los dolores.

Nos gustaba mucho Acebo para nombrar al mastín macho por la importante función de este arbusto alimentando a numerosas aves en pleno invierno, las mismas que se encargan de dispersar sus semillas y crear nuevos bosques.

Nuestro árbol por excelencia el Fresno es omnipresente en Cantabria, desde las zonas altas de montaña hasta las riberas de los ríos en las áreas costeras. Es árbol mitológico y fuente de múltiples aprovechamientos humanos, desde la carpintería hasta su uso ancestral en la cultura pasiega. Pues es alimento para el ganado con sus hojas y ramas tras la primera nevada. Por ello, siempre hay un fresno a la vera de una cabaña pasiega.

serbal

Finalmente el nombre que se eligió para el macho mayoritariamente con el 80% de los votos fue Serbal. Un arbusto con frutos carnosos que pueden ser rojos o negros según de qué especie se trate, acompañan a robles y hayas situándose en los bordes del bosque. Sus frutos sirven de alimento a múltiples pajarillos que dispersan así sus semillas para crear nuevos bosques.

La biodiversidad europea gana la batalla a las políticas europeas

Entre las mejores noticias medio ambientales que nos llevamos del 2016 es que las Directivas de Hábitats y Aves de la Unión Europea no serán revisadas, tal y como pretendía la actual presidencia europea.

 A comienzos de diciembre nos alegraba recibir finalmente esta noticia después del efecto que, durante meses, ha potenciado una amplia movilización social impulsada por organizaciones no gubernamentales ligadas a la protección de la naturaleza.

La manifestación de su oposición por más de 520.000 ciudadanos europeos ha logrado que la revisión propuesta de las directivas europeas sobre hábitats y aves haya sido finalmente rechazada. Su objetivo era rebajar las medidas de protección por preservar la biodiversidad europea en beneficio de fines empresariales y con ello de menosprecio hacia uno de los patrimonios más extraordinarios de nuestro continente, su naturaleza.

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, ha abandonado su propuesta de modificar las leyes europeas por la protección de las aves y los hábitats bajo cuyo amparo se protege el  5% del territorio europeo, junto a más de 200 humedales y hábitats marinos.

Nuestros entornos naturales son los principales beneficiados de que estas leyes se mantengan tal y como fueron promulgadas por su todavía vigencia. Ya que mantienen la coherencia y eficiente adaptación a las necesidades de conservación del patrimonio natural europeo. Pero también cerca de un millar de especies de plantas y animales saldrán favorecidos por su mantenimiento. Ya que, de este modo, hallarán protección y su espacio para sobrevivir en uno de los continentes más poblados del planeta.

El refuerzo que supone el mantener estas leyes intactas para los que trabajamos por la conservación, como Fundación Naturaleza y Hombre, es realmente un triunfo para la naturaleza. Hoy mejor que nunca es tiempo de celebrar y la confirmación de esta victoria nos anima a seguir trabajando por nuestra naturaleza, uno de los mayores valores de la sociedad con visión europeista en la que creemos.

Las fronteras se deshicieron con la creación de la Unión Europea y eso para la supervivencia de la naturaleza, basada en estrategias de cooperación transnacionales, ha demostrado ser una de las medidas más exitosas para la preservación de la vida salvaje, los entornos donde habita  y por los que se desplaza la vida silvestre ajena a las fronteras políticas, tal como les ocurre a las aves migratorias.

Porque la cooperación que establecen las citadas directivas europeas es esencial para todas las especies, pero sobre todo para la conservación de las aves, puesto que se hallan entre las especies más amenazadas de nuestro continente. Nada menos que el 32% de las especies de aves europeas no se encuentran en buen estado de conservación.

La reducción y degradación de su hábitat, principalmente por entornos urbanos, los aprovechamientos agrícolas y forestales, así como el uso masivo de pesticidas son las principales amenazas a las que se enfrentan.

La regulación en el mantenimiento de sus hábitats, sobre todo aquellos empleados por las aves en sus largas rutas migratorias, las medidas para que las actividades cinegéticas se lleven a cabo de una manera sostenible en todos los países europeos y el impulso al fortalecimiento y mejora en las acciones y esfuerzos de gestión por mantener la dinámica de conservación a través de la red Natura 2000, como representación de los mejores territorios naturales europeos y la mayor red mundial de áreas protegidas del mundo, es la mejor manera de preservar los hábitats más valiosos y las especies más amenazadas de nuestro continente.

No obstante, las medidas presentadas en la presente legislatura por el actual gobierno español para frenar las amenazas que afectan a la biodiversidad española no parecen reflejar los retos ambientales a los que se enfrenta la naturaleza europea.

Espacios de la Red Natura 2000 en España

Espacios de la Red Natura 2000 en España

Resultan débiles en un país como España, que, paradójicamente con su naturaleza aporta una notable proporción de la biodiversidad europea. Las medidas anunciadas el pasado 21 de diciembre ante la Comisión de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente del Congreso de los Diputados no reflejan realidades tan graves a las que nos enfrentamos en la conservación ambiental como es el cambio climático.

Desde Fundación Naturaleza y Hombre seguiremos trabajando por fortalecer las medidas y compromisos por la protección de la naturaleza, y apoyaremos algunas de las medidas propuestas. Como el compromiso del gobierno español por la declaración de 53 reservas naturales fluviales y el desarrollo de una Estrategia de Protección y Gestión del conjunto de estos nuevos espacios naturales.

Rafael Marquina: “Los anfibios son el grupo de vertebrados más amenazado”

Así lo afirmo el especialista en anfibios y reptiles durante su charla sobre los anfibios de la Cuenca del río Miera, celebrada el pasado viernes en el Fluviarium de Liérganes en el marco del proyecto LIFE Miera, coordinado por Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH).

Liérganes, 7/11/2016

Rafael Marquina, técnico de FNYH especializado en palentología de anfbios y reptiles, doctorando del Grupo de Investigación en Paleontología de Vertebrados de la Universitat de València y colaborador investigador del Museu Valencià d’Història Natural, resaltó ante el numeroso público reunido en el Fluviarium de Liérganes la grave regresión en la que se encuentran los anfibios. También quiso destacar la enorme biodiversidad que acoge la Cuenca del Miera en este sentido, en la que se pueden encontrar “11 de las 13 especies de anfibios presentes en Cantabria”.

conferencia sobre los anfibios

Conferencia sobre los anfibios

Los reptiles y anfibios son animales ectotermos, es decir, su temperatura corporal depende de las condiciones climáticas, por lo que es habitual observarlos soleándose y aprovechando el calor que desprenden las rocas. Tal y como explicó el ponente, dentro de los anfibios existen 3 clases diferentes:

  • Las cecilias, que no tienen patas y presentan un cuerpo anillado, siendo en su mayoría de comportamientos subterráneos.
  • Los tritones y salamandras, con 4 patas (4 dedos en las de delante y 5 en las detrás) y provistos de cola.
  • Y las ranas y sapos, que no tienen cola y también disponen de 4 patas, con las posteriores más desarrolladas, ya que se suelen desplazar saltando.
salamandra común

Salamandra común

Del segundo grupo, en el valle del Miera habitan la salamandra común (con la cola redondeada), y tres especies de tritones: alpino, palmeado y jaspeado, siendo los tritones más acuáticos que las salamandras y, aprovechando sus colas aplanadas para nadar.

Los sapos que podemos encontrar en esta cuenca fluvial son el sapo partero, característico por ser el macho el que transporta los huevos entre sus patas traseras, el sapillo pintojo ibérico, el sapo común y el sapo corredor, siendo este último el que menos necesidades hídricas necesita. Por su parte, la ranita de San Antón, la rana verde común y la rana bermeja, más asociada a hábitats terrestres, también son habituales en las zonas de actuación del proyecto LIFE Miera.

sapo partero

Sapo partero

Entre las causas que han provocado un grave descenso en las poblaciones de anfibios, la destrucción de su hábitat aparece como la principal, especialmente las de las zonas de puestas. Aunque se los asocia a zonas con agua, no todos los anfibios son grandes nadadores, lo que hace que algunas especies mueran ahogadas en aquellos abrevaderos que no disponen de una pequeña rampa de salida, para que puedan salir una vez depositados sus huevos.

También el cambio a riego por goteo de muchas zonas agrícolas les ha perjudicado, así como la contaminación de las aguas y la introducción de especies exóticas, que muchas veces son portadoras de hongos que solo afectan a las especies autóctonas. El tráfico de especies silvestres, la fragmentación de sus hábitats por carreteras, que hace que muchos mueran atropellados, y el cambio climático, son otras de las muchas amenazas que recaen sobre los anfibios.

El proyecto LIFE Miera está realizando varias acciones para conservar y recuperar los anfibios que habitan la cuenca del río Miera. La principal es el vallado parcial de la turbera de Bernallán, hábitat muy propicio para los anfibios y con una alta sensibilidad al pisoteo y el estiércol del ganado, para evitar su presencia en toda la turbera, para lo que también se han instalado abrevaderos disuasorios.

También está prevista la instalación de refugios para anfibios, pequeños montones de piedras que les ayuden a refugiarse de los depredadores o a superar las condiciones más desfavorables. Igualmente, se creará una red de charcas en la parte alta del río Miera que ayude a mejorar la conectividad, lo que beneficiará tanto a los anfibios como a la nutria, especie objetivo del proyecto LIFE Miera que también verá aumentados sus recursos tróficos. La señalización de paso de anfibios en las carreteras será otra medida que ayudará a reducir el alto índice de atropellos que sufren.

sapo partero

Rana común

Además de estas medidas, que serán llevadas a cabo por el proyecto LIFE Miera, tanto ganaderos como particulares podemos seguir pequeños gestos que ayudarán a este tipo de fauna. Se recomienda no echar purines cerca de fuentes de agua, pues los anfibios son sensibles a la calidad de la misma, actuando como bioindicadores; y no segar los márgenes de la ribera por completo, donde estos animales encuentran refugio, sino dejar una pequeña franja de 50cm, donde también podrá depositar sus larvas el caballito del diablo (Coenagrion mercuriale), otra especie objetivo del proyecto. Por otra parte, como siempre que nos encontremos con una animal salvaje, debemos evitar manipularlo o causarlos molestias.

El proyecto LIFE Miera, coordinado por FNYH y con la empresa pública Medio Ambiente, Agua, Residuos y Energía de Cantabria S.A. (MARE) y la Consejería de Universidades e Investigación, Medio Ambiente y Política Social del Gobierno de Cantabria como beneficiarios asociados, se lleva a cabo con la colaboración del instrumento financiero LIFE de la Unión Europea y el apoyo de la Fundación Biodiversidad, del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

Más de 30 personas conocieron el río Miera con la ruta guiada del LIFE Miera

El itinerario interpretativo organizado por el proyecto LIFE Miera el pasado domingo visitó el Pozo Negro y otros parajes con encanto de Liérganes y Rubalcaba. El proyecto es coordinado por Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH) y tiene la Educación Ambiental como un objetivo clave.

Liérganes, 25/10/2016

Un día espléndido, ganas de dar un paseo y mucha gente deseosa de conocer la naturaleza del río Miera. Esa fue la combinación perfecta que hizo que el pasado domingo más de una treintena de participantes, incluidos muchos niños y niñas, salieran a las 10h desde el Fluviarium de Liérganes, propiedad de FNYH, para caminar paralelamente al río Miera hasta llegar al Pozo Negro, en Rubalcaba.

participantes a la ruta

Participantes en la ruta

Por el camino, la educadora ambiental de FNYH aprovechó para mostrar muchas de las acciones que el proyecto LIFE Miera está llevando a cabo en este espacio natural. Se visitó la finca en la que se está reforestando para recuperar el bosque de ribera, donde especies como la nutria encuentran refugio; se pasó junto a las presas que actualmente dificultan la migración de los salmones y que están siendo objeto de estudio para adaptarlas al paso de los salmónidos; y se introdujo el concepto de reservas entomológicas, que cobijarán a los insectos caballito del diablo y ciervo volante, especies objetivo del LIFE Miera junto al salmón, la nutria y el helecho Woodwardia radicans.

disfrutando del camino entra la naturaleza

Disfrutando del camino entre la naturaleza

El material óptico facilitado por FNYH permitió que los participantes disfrutaran observando un gran número de especies, sobre todo aves como el martín pescador, la garza real, el arrendajo, buitres leonados o el milano real. También fueron vistos la rana bermeja y el escarabajo pelotero, esencial descomponedor de materia orgánica.

Durante el recorrido, de aproximadamente 3 horas y que terminó con el regreso al Fluviarium, se aprovechó para retirar con los guantes de plástico y bolsas proporcionadas algunos residuos que los caminantes encontraban por las orillas del río y otros lugares que, atraídos por su belleza natural, son a veces objeto de masificación y comportamientos poco respetuosos con el medio ambiente.

El proyecto LIFE Miera tiene a FNYH como beneficiario principal y a la empresa pública Medio Ambiente, Agua, Residuos y Energía de Cantabria S.A. (MARE) y la Consejería de Universidades e Investigación, Medio Ambiente y Política Social del Gobierno de Cantabria como beneficiarios asociados. El proyecto se lleva a cabo con las aportaciones económicas de la citada Consejería y la colaboración del instrumento financiero LIFE de la Comisión Europea y el apoyo de Fundación Biodiversidad, dependiente del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.