Encuentros intensos en Campanarios de Azaba

En la frontera entre Salamanca y Portugal, en una Reserva conocida como Campanarios de Azaba, algunas de las especies más emblemáticas de la fauna mediterránea, como la cigüeña negra o el buitre negro, pasan el día sin ver a ningún ser humano.

Pero estos días, la Reserva gestionada por FNYH ha sido punto de encuentro y celebraciones. El viernes, los socios del proyecto LIFE Club de Fincas tuvieron su encuentro anual, un día especial que puso de manifiesto el creciente éxito de este Club que ya agrupa 18 Fincas de Salamanca, Cáceres y Portugal. Todo ello suma 9700 hectáreas gestionadas mediante la custodia del territorio, una fórmula en la que propietarios con ánimo de mejorar su entorno y FNYH colaboran para conservar los valores naturales de este hotspot (punto caliente) de biodiversidad que es el Oeste Ibérico.

Lorena, nuestra Educadora Ambiental, desveló el sábado por la mañana los encantos de la Reserva con una visita guiada para un grupo venido desde Álava, mientras FNYH hablaba de naturaleza y turismo sostenible en la Feria Eco-Raya 2016, celebrada el 10 y 11 de noviembre en el Recinto Ferial de Salamanca.

Completando este gran fin de semana, los naturalistas de la Asociación de Amigos de Ciudad Rodrigo vinieron a pasar la tarde a Campanarios de Azaba. Resultó un encuentro muy familiar en el que dimos un paseo y quedamos fascinados con Chele Martínez y Roberto Sánchez, que nos hablaron de jaguares en Sudamérica y leones en África respectivamente. Para terminar, nada mejor que un vino español con el que brindamos por que Campanarios y todo su entorno sigan llenos de vida.

Un paseo por la playa bien acompañados

Somo, 1/12/2016

Según el sol aparecía y calentaba la ría de Cubas y las dunas de Somo, los amigos de Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH) iban acercándose al embarcadero de Somo, punto de partida de un pequeño recorrido guiado que el proyecto LIFE Miera organizó el pasado sábado.

Entre los participantes, padres y madres con sus pequeños, experimentados senderistas, miembros del colectivo AMICA… Gente diferente pero con un gran punto en común: las ganas de conocer la naturaleza cada día un poco más. Con este fin y guiados por Laura, nuestra Educadora Ambiental, todos comenzamos a andar paralelamente a las dunas de Somo, un espacio natural incluido en la Red Natura 2000, la mayor red ecológica de toda Europa.

A medida que avanzábamos,  Laura nos iba explicando los diferentes tipos de dunas, qué vegetación es la típica de este ecosistema y cuáles son las plantas invasoras que tanto daño hacen a nuestra biodiversidad. El día invitaba a pasear, y seguimos por la playa de Somo mientras los mayores no dejábamos de aprender y los pequeños, un poco más distraídos, se lo pasaban en grande correteando arriba y abajo, aunque había alguna pequeña naturalista que ya recordaba varios nombres científicos. 

Tras subir al monte de Somo, donde los participantes pudieron reconocer una gran variedad de árboles típicos de los encinares cantábricos, todos aprovechamos para disfrutar de unas magníficas vistas, con la Bahía de Santander reluciendo de fondo. Gracias a los prismáticos que FNYH aporta en sus actividades, intentamos avistar aves marinas en torno a la Isla de Mouro, que descansaba tranquila antes de los temporales de invierno que la castigaran con dureza.

Fue una buena mañana en la que todos disfrutamos mucho, relajados y descubriendo el valor de un ecosistema que no suele tener la consideración que se merece. Pero como solo se valora lo que se conoce, el LIFE Miera volverá a organizar pronto una actividad, para que todos juntos sigamos aprendiendo al aire libre.

Cerca de 140 participantes en las jornadas de PROVOCA organizadas por FNYH en Octubre

Las actividades llevadas a cabo por Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH) en el marco del PROVOCA contaron con una gran participación, eliminando plantas invasoras en el Monte de Somo, reforestando la Montaña Pasiega, recogiendo semillas y descubriendo la cultura pasiega.

El Astillero, 02/11/2016

Los voluntariados organizados por FNYH dentro del Programa de Voluntariado y Educación Ambiental de Cantabria (PROVOCA), promovido por el Gobierno de Cantabria, resultaron un éxito gracias a la respuesta de la sociedad, un buen ambiente y la variedad de ecosistemas beneficiados.

9 de Octubre “Nuestros bosques: recogida de semilla para la producción de planta autóctona”

La primera actividad del mes tuvo como objetivo la recogida de semilla de haya (Fagus sylvatica), con el fin de aumentar la producción de esta planta autóctona y luchar contra las especies invasoras, una de las principales causas de la pérdida de biodiversidad.

Los 30 participantes fueron trasladados hasta Soba por el autobús puesto a disposición por FNYH. Tras acercarse a pie hasta un bosque de hayas, se explicó a los voluntarios la forma correcta para recoger semilla y repartió el material necesario para la actividad.

Finalizados los trabajos, los participantes disfrutaron en La Gándara de un avituallamiento para recuperar fuerzas y e intercambiar las sensaciones de la actividad.

Durante la celebración de la jornada, los monitores no dejaron de recalcar el valor de las especies autóctonas en los ecosistemas cantábricos, que ven amenazada su biodiversidad por la proliferación de especies invasoras.

15 Octubre “Nuestros paisajes y nuestra cultura: la Montaña Pasiega”

A mediados de mes, 35 participantes descubrieron la Montaña Pasiega gracias a la ruta interpretativa del PROVOCA y FNYH.

Durante la ruta, de 6,4km de longitud, se expusieron los valores naturales y etnográficos de la Montaña Pasiega, la problemática a la que se enfrenta en la actualidad y los trabajos que FNYH lleva haciendo en esta comarca desde 1999.

El recorrido terminó en La Concha, donde se dispuso un avituallamiento para que los participantes terminaran el día de la mejor manera posible.

23 Octubre “Mejora de los ecosistemas dunares: Monte de Somo”

Las plantas invasoras volvieron a ser el enemigo a batir en una jornada de PROVOCA. 45 participantes se juntaron en el Monte de Somo para luchar contra la especie invasora Oenothera sp., popularmente conocida como onagra, de la que se eliminaron 200kg.

Tras una presentación de la zona dunar en la que nos encontrábamos, se habló de la importancia de las especies autóctonas en los ecosistemas cantábricos y su regresión por la proliferación de especies invasoras como la onagra. Posteriormente se repartieron los guantes y se dieron las nociones básicas para la identificación de la especie a eliminar, indicando los protocolos de seguridad a la hora de utilizar el carretillo y las azadas.

Como es habitual en los voluntariados de FNYH, la jornada finalizó con un avituallamiento entre todos los asistentes, fomentando el intercambio de opiniones entre ellos sobre el desarrollo de la actividad.

La actividad contó con la participación de personas adscritas al programa de ocio AMPROS y familiares. Este voluntariado tenía como intención dirigirse a todo tipo de público, en especial al de familias con niños menores, ya que al tratarse de trabajos sencillos y entretenidos, resulta muy atractiva para los niños.

29 Octubre “Echando raíces: reforestación frente a la erosión en la Montaña Pasiega”

En el último PROVOCA organizado por FNYH en octubre, 27 participantes ayudaron a paliar el grave problema de deforestación que sufre la Montaña Pasiega. Para ello, plantaron en la zona de Bernallán diferentes especies de árboles, como roble, abedul, mostajo, serbal de los cazadores y majuelo.

Al inicio de la actividad, en la que tomó parte el colectivo AMICA, los monitores de FNYH hicieron hincapié en los valores naturales de la Montaña Pasiega y la problemática que se deriva de la pérdida de cobertura vegetal.

Una vez llegados a la zona de trabajo, se repartió el material para realizar las tareas del día: plantación de especies autóctonas y sustitución de tubos protectores dañados.

Para terminar la jornada, todos los asistentes disfrutaron de un completo avituallamiento, lo que contribuyó a fomentar el ya de por sí buen ambiente y compañerismo habitual.

Un gran mes de voluntarios y voluntariados

FNYH quiere mostrar su agradecimiento a todas las personas, especialmente niños y niñas, que han participado en este intenso mes de actividades, creando un gran ambiente de equipo y con muchas ganas de ayudar y conservar nuestro patrimonio natural y cultural. Seguimos contando con vosotros, ¡y gracias a todos!

XX ANIVERSARIO DE LA FUNDACION NATURALEZA Y HOMBRE

FNYH, 20 AÑOS DEDICADOS A LA GESTIÓN LOCAL Y GLOBAL
PARA RECUPERAR EL MEDIO NATURAL

16/11/2014 – Este mes se cumplen 20 años de que se constituyera, el 16 de noviembre de 1994, la Fundación Naturaleza y Hombre (FNYH). Una iniciativa y empeño personal de Carlos Sánchez, que ha crecido con ella –y ella con él– de lo local a lo global, trabajando con un nutrido equipo en el que abundan, uno, los buenos profesionales; dos, un cada día más numeroso público de voluntarios y voluntarias que les siguen, y tres, una corte de generosas y visionarias entidades públicas y privadas que apoyan, patrocinan o subvencionan los numerosos proyectos que FNYH ha ido planteando en estos años.

La migración rural del interior de la Península Ibérica hacia las grandes concentraciones urbanas industrializadas, la mayoría en la costa, explica la ubicación geográfica de los proyectos de FNYH. Los padres de su fundador migraron en los años sesenta del pasado siglo de un pueblo de Ciudad Rodrigo, Salamanca, al cinturón industrial de Santander. El río Asón, que pasa cerca de donde nació el impulsor de su protección, llevó a la FNYH a un proyecto para la recuperación de las marismas de Alday, donde desemboca y, después, a repetir un proyecto similar en la Montaña Pasiega, donde nace.

Esos dos proyectos crecieron por separado, ampliándose la iniciativa de proteger zonas costeras degradadas por el urbanismo y la industria al Anillo Verde, que FNYH lleva años restaurando alrededor de la urbe de Santander, y que ahora, en un proyecto Life presentado justamente este año a las ayudas de la Unión Europea, podría llegar a abarcar de costa a costa, desde la legendaria playa de Langre, donde escribió el “Arte de la Cetrería” Félix Rodríguez de la Fuente, a las Dunas de Liencres, donde hizo su tesis doctoral sobre “La vegetación y flora de las playas y dunas de Cantabria” el botánico Enrique Loriente Escallada, ambos referentes y pioneros de la labor desarrollada por la FNYH.

La recuperación de la cubierta vegetal de la Montaña Pasiega, es una acción de FNYH que se extiende por toda esta comarca histórica, que abarca el sur de Cantabria y el norte de la provincia de Burgos. Sus laderas fueron duramente castigada por las ferrerías de Santander que en el siglo XVI construyeron los cañones de la Armada Invencible con el carbón vegetal sacado de talar sus grandes robledales. Ya de antes, estaban fustigados sus bosques por el ganado pasiego. La deforestación de estas montañas llevó a la FNYH a construir el Vivero forestal de El Pendo, justo al lado de donde se halla la caverna con pinturas paleolíticas del mismo nombre,  que acoge también semillas de las dehesas salmantinas para repoblar, lo mismo que primero los bosques pasiegos, ahora también las dehesas hispano portuguesas del “Oeste Ibérico”, el último y más ambicioso proyecto de FNYH. Muy cerca de El Pendo, en la localidad de Liérganes, FNYH habilitó en un edificio antiguo el Fluviarum, aula de la naturaleza y centro de interpretación que explica a jóvenes y adultos la vida de los ríos y de las montañas cántabras, visitado anualmente por miles de personas.

La FNYH, tras crecer en Cantabria, volvió los ojos a las tierras del interior de donde procedían los ancestros de su fundador y en 2008 puso en marcha un ambicioso proyecto para, a través de una actuación modélica en las dehesas de robles y encinas de una finca cercana a la localidad salmantina de Ciudad Rodrigo, pegada a la frontera con Portugal, generar con la Reserva Biológica de Campanarios de Azaba, el núcleo de una propuesta llamada a extenderse por los dos millones de hectáreas de espacios naturales descritos en un libro publicado por la FNYH en 2013, que identifica el “nuevo” espacio natural hispano portugués del Gran Oeste Ibérico y hace la propuesta de generar en él un modelo de gestión supranacional pionero, que de futuro al mundo rural en declive, potenciando la fauna y la flora salvaje.

La FNYH ha pasado en estas dos décadas de lo local a lo global y encara el futuro con una visión internacional de la acción conservacionista, que busca dar respuesta a los grandes retos del futuro, que implican una sociedad cada vez más justa, respetuosa y equilibrada.

Ya está disponible nuestro boletín semestral

Tras estos últimos seis meses cargados de actividad, ya tenemos publicado el boletín Amigos de Fundación Naturaleza y Hombre.

Este boletín tiene como objetivo ofrecer las actividades destacadas llevadas a cabo por la Fundación, a través de su programa de voluntariado, y actividades de educación ambiental desarrolladas en las diferentes reservas naturales que gestiona la entidad (Marismas de Alday, Montaña Oriental, Proyecto LIFE+Nature de Campanarios de Azaba), así como las convenciones a las que se ha asistido, y los premios recibidos.

La Red de amigos de la Fundación Naturaleza y Hombre está compuesta por amigos colaboradores que ayudan a las actividades, disfrutando y aprendiendo, de gestión y cuidado de la naturaleza.

Si estas interesado tú también puedes colaborar, entrando en UNETE, y ayudarnos de la manera que mejor te parezca.

Síguenos en Facebook

Punto BV Reserva Biológica Campanarios de Azaba

La Reserva Biológica Campanarios de Azaba constituye un Punto de Biodiversidad Virtual desde el año 2011 en colaboración con Biodiversidad Virtual.

Principalmente se vienen desarrollando Testing de Biodiversidad, tanto en la Reserva Biológica Campanarios de Azaba como en otras fincas con las que la Fundación Naturaleza y Hombre tiene establecidos convenios de Custodia del Territorio. Éste es el caso del último testing realizado en la Reserva “Dehesa y Riscos” en el término municipal de La Encina (Salamanca) y que podéis encontrar detallado en otra noticia de este blog.

En estos testing, salidas de campo donde los asistentes muestrean la biodiversidad con fotografías, desde FNYH trata de hacer partícipes a todas las personas de la conservación de los valores naturales del entorno más cercano, implicándo de manera directa a la población general.

Biodiversidad virtual, desde hace un tiempo viene desarrollando un ambicioso proyecto denominado Puntos BV de Información sobre la  diversidad biológica.

Esencialmente consiste en cerrar múltiples y simultáneos acuerdos de colaboración con Centros de Interpretación de la Naturaleza, Centros de Estudios Medioambientales, Aulas de la Naturaleza y Centros de Visitantes de parajes y Reservas naturales de toda España y Portugal.

 Estos acuerdos consisten en:

Por parte del centro en cuestión establecen un punto de información con ordenador o sin él, con uno o varios ordenadores o con un sencillo cartel de aviso donde llaman la atención a sus visitantes sobre la labor de BV invitándoles a que suban a BV todas las imágenes qué puedan hacer en dicho centro, reserva, parque o zona.

La plataforma a cambio tiene el compromiso de hacer llegar a la organización del espacio, institución que lo gestiona, la consulta a la base de datos de BV correspondiente a las fotos subidas por los usuarios que marquen las casilla “Punto BV del sitio X” aspecto que ellos explicarán a sus visitantes en la explicación de cómo subir fotografías.

Los beneficios para el centro, reserva o zona son claros:

 -infunde mayor curiosidad en su visita a los visitantes.

-les hace partícipes de un proyecto y base de datos ciudadana impresionante que les hace sentirse útiles.

-Para el centro es obvio que amplía sus conocimientos sobre el conjunto del total de su diversidad biológica.

-establece un nuevo aspecto de socialización y dinamismo social y participativo con sus visitantes a coste 0, contribuyendo en un gran proyecto.

-BV como custodia de los datos entregará los mismos a la gestión del centro y la propiedad de las fotos al ser de sus autores, BV mediará para su cesión por parte de los usuarios que lo hagan expresamente y por escrito bajo su responsabilidad, derecho y decisión.

Su concepto de gratuidad, su novedad y atractivo convierten este Proyecto en un gran atractivo con enormes posibilidades de desarrollo, tanto para los centros como para Biodiversidad Virtual.

En el siguiente enlace podéis encontrar información detallada de los proyectos que desde Fotografía y Naturaleza están realizando: Presentacion FyB Junio 2012